viernes, 22 de octubre de 2010

Crecer con muchas hermanas influye en el comportamiento sexual y en el atractivo masculinos

Crecer con muchas hermanas puede influir en el comportamiento sexual de las ratas macho y que, en la edad adulta, éstas resulten menos atractivas al sexo opuesto, revela un estudio realizado por investigadores de la Universidad de Texas, en Austin (Estados Unidos).

Los científicos, interesados en conocer cómo las situaciones de los primeros periodos de la vida pueden afectar posteriormente a los individuos, compararon los comportamientos de ratas macho que habían crecido en una camada predominantemente femenina, con los de ratas macho que habías sido criadas en una camada predominantemente masculina.

Concretamente, las ratas macho del primer grupo, cuando se apareaban con hembras receptivas, pasaban menos tiempo montando a las hembras que las ratas macho del segundo grupo. Sin embargo, su eficiencia reproductiva no se vio reducida, porque en ambos grupos las penetraciones y eyaculaciones fueron similares.

Por otro lado, el estudio demostró que las ratas hembra se sentían menos atraídas hacia los machos que habían crecido en camadas con muchas hembras, porque ante ellos hacían menos el gesto típico de las ratas hembra para atraer a los machos: el contoneo de sus orejas.

Los investigadores señalan que las observaciones realizadas podrían tener implicaciones para los humanos porque sugieren que la familia resultaría clave en la formación de las personalidades.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada