lunes, 19 de noviembre de 2012

Tips para lograr ascender dentro de la empresa


Que valoren nuestro trabajo y que dicho esfuerzo sirva para lograr cumplir con objetivos personales es el deseo de todo profesional que busque asumir nuevas responsabilidades al interior de sus respectivas compañías. Sin embargo, no siempre basta con cumplir con una buena labor para que dicha oportunidad se concrete.

En ese caso se debe ser más agresivo y dejar claro a los mandos superiores que se cumplen con las condiciones necesarias para crecer. Si el interés se centra en un puesto en particular, se deben hacer todos los esfuerzos por dirigir la carrera en esa dirección, incluso fortaleciendo aquellos conocimientos que estén más débiles o asumiendo nuevas capacidades cosa de mejorar tu perfil y prepararse para ocupar un cargo de mayor responsabilidad.

Capacitación constante
Hay que tener en cuenta que un líder no se forma sólo por trabajar mucho, debe estar en un constante aprendizaje y actualización de lo aprendido. Una buena forma de lograr avanzar en este sentido es aprovechar los cursos de capacitación que pueda ofrecer la empresa, en caso de que ésta no dé ese beneficio, no hay que tener miedo de pedir que se impartan clases de especialización.
También es aconsejable saber trabajar en equipo y demostrar ser competente en las tareas que nos son asignadas, en especial cuando la carga de trabajo puede provocar estrés o ansiedad, ya que saber operar en situaciones de mucha presión y conquistar las metas planteadas dice mucho de las capacidades de resolución que se tenga.
Otro elemento importante a la hora de trabajar con otras personas es ser empático y no caer en liderazgos déspotas. Acá lo importante es saber gestionar al grupo y para ello las mejores herramientas es aprender a comunicar y coordinar imponiendo cierta disciplina cuando se distribuyen las funciones.
Creatividad y saber leer las oportunidades
Un aporte es también ser creativo y generar valor para la empresa. Una buena forma de lograr ambas cosas es siendo imaginativo y buscando alternativas a las formas convencionales de hacer que tenga  la institución en que uno se desempeña. Por lo anterior se recomienda combinar intuición y análisis con la capacidad de interesar a otros en las ideas que se tengan.
En lo que respecta al carácter, alguien que pretende llegar bien arriba debe tener claro que siempre debe pensar primero en la empresa, más que obtener beneficios de la misma. El equipo y el proyecto son primero. No hay que temer a los cambios, por lo general representan oportunidades que hay que saber explotar. Por ello hay que estar atento, pues nunca se sabe qué y dónde pueden surgir.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada