jueves, 11 de noviembre de 2010

Aparentar más edad no está relacionado con una mala salud

Aunque la mayoría de los adultos no quieren parecer mayores de lo que son, una investigación realizada en el Hospital St. Michael de Toronto (Canadá) ha revelado que aparentar más edad no está necesariamente relacionado con una mala salud.

En la investigación fueron analizadas 126 personas de edades comprendidas entre los 30 y los 70 años. Los participantes completaron una encuesta que permitió determinar con exactitud la calidad de su salud física y mental.

Por otro lado, cada persona fue fotografiada, y su imagen fue mostrada a 58 médicos, que calcularon a ojo la edad de cada voluntario. La finalidad era constatar las diferencias entre la apariencia y la edad real de los participantes, y la relación de ambas con la salud.

De esta forma, se comprobó que la edad aparente no tiene que ver con el estado de salud, excepto en aquellos casos en los que las personas aparentan diez años o más de los que realmente tienen. Según los investigadores, este descubrimiento es importante porque los médicos suelen incluir en las evaluaciones de los pacientes si éstos parecen o no mayores de lo que son, como síntoma de la calidad de su salud.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada